Search
domingo 28 May 2017
  • :
  • :

Proceso energético para mejorar a nivel físico, mental y espiritual

El “creer” o “no creer” en las correcciones energéticas

El creer/las creencias:

Es mejor no creer en nada, así creemos en todo. El “creer” hay que corregirlo para eliminarlo.

El creer es sólo una limitación. Queremos minimizar nuestras creencias, nuestros juicios, críticas y pensamientos rígidos;  estar  fuertes ante nuestras emociones, reacciones y sensaciones para que no nos afecten.

Sobre corregir a alguien que no cree en las correcciones energéticas. No se trata de que crean en ti o no (en quien corrige o incluso en las correcciones). De hecho, cuando creen en tí ya están poniendo una limitación  en ti. El creer te limita, te causa restricciones. Es más fácil tratar o atender en las sesiones de correcciones a los que no te conocen o no creen en tí. El hecho de que no nos conozcan o no crean en nosotros ayuda a que no nos pongan limitaciones. Y abiertos y sin limitaciones podemos aportar más beneficios a la persona que estamos tratando. Podemos mejorarla, conectar con sus debilidades principales y cambiarlas para que esté Neutral o fuerte ante lo que le afecta, molesta, preocupa o debilita con respecto a su situación de vida.

Creer en todo. Todo puede ser posible. Es un buen lugar o posición  donde estar.

Las correcciones son bastante simples cuando no estamos  influenciados por otras personas. Eso nos da la habilidad rápida para hacer los cambios necesarios. Las  consciencias colectivas (opiniones, creencias de los demás, sus emociones, reacciones, sensaciones, experiencias o energía) son  lo que nos apaga el insight (la claridad o comprensión profunda).

Con las correcciones energéticas equilibramos las dinámicas y límites (internos y externos de nuestras: relaciones-salud-finanzas-forma física-futuro-propósito de vida – y carrera); los límites (internos y externos) y todo  lo que nos bloquea  el insight (nuestra claridad). Teniendo claridad conectamos con las respuestas adecuadas para nosotros; que nos llevan a la acción; resultados; y manifestación de lo que queremos, necesitamos y deseamos en nuestra vida.

Sencillamente se trata de vivir con facilidad y sin esfuerzo. Sentirnos en control, tranquilos y realizados. Tomar las riendas de los cambios que queremos hacer en la vida. Tomar acción.

Vídeo sobre aprender a hacer correcciones energéticas.