Search
miércoles 20 September 2017
  • :
  • :

Proceso energético para mejorar a nivel físico, mental y espiritual

El dolor de cabeza. Abordar una corrección.

Con respecto al dolor de cabeza, algo tan frecuente y desde luego de lo que queremos librarnos, lo importante es seguir la debilidad y conectar con qué es lo que está pasando en nuestra  vida que lo causa.

A veces recibimos información no correcta o verdadera de otros que nos afectan y nos causan dolor; no somos conscientes de ello hasta que seguimos la debilidad y conectamos con ese momento o situación.

La cola, la rabia, la triada de la vida: cuerpo-mente-espíritu, tensar, el estar ok sin dolor, etc… son básicos a la hora de considerarlos y seguir la debilidad principal. El buscar la causa en el hexágono de los soportes básicos de la vida (relaciones-salud-finanzas-forma física-futuro-propósito de vida-carrera) también nos da una pista.

Las debilidades de posición  pueden estarnos ocasionando cierta presión y producirnos ese dolor de cabeza (por ejemplo pasar mucho tiempo sentados y debilitarse los 3 cerebros de abajo (sacro-coxis-cola). Cuando nos sentamos ponemos presión en esa zona, músculos del pompis y esa debilidad  refleja  la sensación  a  la cabeza.

Los pensamientos negativos también pueden producirnos dolor. Hay que conectar con: si es el dolor la mayor debilidad o la cabeza y si la causa es física o no física. ¿Tenemos pensamientos dolorosos que nos dan dolor de cabeza?. Para estar neutrales  ante dolores de cabeza tenemos que ser más fuertes que ellos y esto se consigue con las correcciones.

Las cavidades, por ejemplo la craneal, cuando no tienen energía  tambien pueden ser causa de problemas y de dolor. La mente entra una y otra vez y nos bloquea el sentir; tratamos de buscar respuestas con la mente y el sentir que la mente está en la cabeza nos puede llevar a tener esos dolores de cabeza provenientes de que la mente se apodera y cree que es más fuerte que el cuerpo y que el espíritu. Una estructura de pensamiento negativa nos mina y nos quita energía.

Hay que ver también dolores de la vida. Cuando a la persona le duele su vida o tiene dolores por su vida o de la vida y quiere confrontarlos, mentalmente tratar con ellos, entonces están en su cabeza. Deberíamos tratar mentalmente con algo y que la mente no esté en nuestra cabeza todo el tiempo. Que esté por ahí pero  que no tenga presencia física ni efecto en nosotros.

La Comida asegurarnos de que no tenga que ver con el dolor de cabeza. El comer, el no comer, estar neutrales y que no nos conecte con culpa o con juicios. Deshacernos de información errónea que nos da restricciones y dolor a través de las correcciones.

Hay enfado,  ¿propio o de otros? que nos produce dolor.

La neutralidad que conseguimos con las correcciones es lo que minimiza nuestras debilidades y hace nuestra vida más fácil.

Ver este enlace: La sencillez de hacer correcciones/fortalecer.